Utricularia, una planta carnívora de flores muy bonitas

La utricularia es una planta carnívora perteneciente a la familia de las lentibulariáceas. Representa el mayor género de plantas carnívoras, ya que incluye unas 215 especies que viven en superficies de agua dulce o impregnadas de agua.

La planta atrapa pequeños organismos a través de trampas de succión. Cuando la presa toca el pelo de la entrada de la trampa, ésta se abre y se traga al insecto. Un vez dentro, la trampa se llena de agua y la puerta se vuelve a cerrar.

La Utricularia también es muy bonita, no sólo por sus hojas de color verde intenso, sino sobre todo por sus pequeñas flores, cuya floración es bastante agradable. Pueden ser de diversos colores, similares en estructura a las flores de un género de carnívoras emparentadas: Pinguicula.

Nombre científico de la planta

Utricularia

Cuidados, mantenimiento y reproducción de la Utricularia

Utricularia

Utricularia es nativa de Sudáfrica. La planta prefiere un sustrato pobre en nutrientes, turba, mezclado con cuarzo o perlita, se permite que abunde la turba, llegando incluso al 70%. En cuanto a la replantación, los recipientes más utilizados son los de plástico o vidrio y, una vez que la planta ha cubierto toda la superficie de la maceta, es necesario moverla o terminará pereciendo.

La multiplicación de Utricularia se produce principalmente por división del tallo, bastará con tomar una pequeña porción, pero lo importante es que haya por lo menos una roseta completa de follaje y el sistema de raíces.

A esta planta le gusta estar expuesta a lugares bien iluminados, pero rara vez se ve afectada por la luz solar directa, especialmente en las zonas y períodos más cálidos. Lo ideal sería exponerla a la luz difusa o incluso a la luz solar directa, pero sólo durante las primeras horas de la mañana o las últimas de la tarde.

¿Te interesa?  Dionaea Muscipula

Durante el período invernal, es importante recordar que hay que proteger a la mayoría de las especies del frío y las heladas. Además, las temperaturas deben mantenerse entre 5 y 10 °C.

La planta debe regarse abundantemente y con regularidad, prestando atención, sin embargo, a no sumergirla completamente. Es aconsejable utilizar agua desmineralizada o, alternativamente, agua de lluvia.

La Utricularia, así como las demás plantas carnívoras, salvo excepciones, no necesita fertilizantes ya que atrae y atrapa a las presas sin ninguna ayuda, obteniendo el alimento que necesita. Asimismo, durante el descanso invernal, utiliza sus reservas acumuladas en los meses de verano.

Adversidad

Es importante saber que los utricularios no son inmunes al ataque de parásitos como los áfidos y las cochinillas. Los signos que revelan la presencia de estas hojas de utricularios son la deformación de los brotes y la presencia de manchas marrones en los lados de las hojas.

Se recomienda observar la planta con regularidad y eliminar los parásitos manualmente. Este operación puede hacerse utilizando una bola de algodón impregnada de alcohol o, en caso de infestación fuerte, se pueden utilizar los pesticidas comunes que se encuentran fácilmente en el mercado.

Otras de las enfermedades que a menudo amenazan la planta es la presencia de moho gris, es decir, Botrytis cinerea. Esto ocurre casi siempre en condiciones de frío, humedad y mala circulación de aire. Por lo que es aconsejable limpiar o eliminar las partes dañadas y aumentar la ventilación.

En caso de que estas precauciones no sean suficientes, se recomienda utilizar un producto comercial específico.

Deja un comentario

error: Content is protected !!